24 de marzo: 37 años y el #PRO en la CABA


Memoria, verdad y justicia son propósitos para todos los días. Hoy recordamos a los 30.000 detenidos y asesinados,
pero además celebramos el casi medio millar de genocidas presos. Mientras, el escueto y frustrado cacerolaje vecinalista
persiste en la nostalgia de tiempos de injusticia y explotación, de represión y masacre, que ya no volverán NUNCA MÁS.

Por ejemplo,  acá comparto el "diálogo" con un par de cacerolos  en Twitter:  Un operador  y un miembro del Fans Club.
Hubo más que ese Estado enlazado.  Con el cacerolean  leader  vinculado al Director de Escuelas Públicas del GCBA Max
Gulmanelli en la "Fundación Fragua", a Aníbal Calafell mediante el Comité Hípico de la Sociedad Rural y a la "Red de
Encuentro Ciudadano" coordinando con la decadentemente célebre "Fundación Libertad y Progreso" cuyo Director
General es Agustín Etchebarne (¿Nieto de Juan Alfredo, el torturador financiero?). Y, con cacerolos rasos  -tristes bufones
a los cuales no se les cae más que insultos, prejuicios y descalificaciones- sumados para proteger puerilmente a Bugallo.
Sin embargo, considero un exceso compartirlo.  Vaya a modo de muestra, pero sin menguar la trascendencia de la fecha.


No hay dudas sobre la respuesta no dada por Bugallo. No obstante que evité cambiar de eje repitiendo su descabellado 50% que
gracias a los organismos de Derechos Humanos, a ciertos sectores del poder judicial y al impulso institucional dado por Néstor y
Cristina Kirchner desde -entre otras fuerzas sociopolíticas- el conjunto del "Frente para la Victoria",  de ningún modo cabe
pensar que media ciudadanía parcializa  su memoria a favor de esa facción.  Mucho menos,  que apoyaría a quienes lo proponen.

De hecho, y, con el continuismo de la exigua clase dominante realmente poderosa marcando agenda a la nutrida clase media
y relegando a la porteña progresía sui géneris,  con semejante chatura intelectual y carencia profesional que supere la avidez
por los negociados y el encubrimiento mediático, la caterva del caceroleo está -de máxima- condenada al éxito... vecinalista.


Y, por si faltara algo, veamos que hace la Maldita Policía, la Metropolitana, la que estuvo organizada por un procesado en la causa
AMIA con una asociación ilícita dedicada al espionaje. La Policía de Mauricio, que es Macri y -en combo- también es Blanco Villegas:


No faltarán quienes digan: sacaron los afiches porque hay lugares habilitados para cartelería. Habilitados y comercializados, claro.
Quienes miran la forma.  Esa franja socioeconómica -y, si se quiere, cultural- que califica a una gestión democrática y con amplias
libertades individuales como "DiKtadura".  Y se indignan con la memoria, cuando exhiben tenerla en compartimentos alienantes.


MEMORIA, VERDAD Y JUSTICIA. NUNCA MÁS. NUNCA MENOS.


3 comentarios:

Daniel dijo...

Ah bueno, pero entonces para algo sirve la Metropolitana, Adán.
Que malos los que venimos diciendo que están al pedo como bocina de avión.
Mauri festeja el 24 de marzo en silencio, no te creas, a partir de ahí el papá se hizo multimillonario (eran tan buenos los milicos que nos pasaron su deuda a todos de un plumazo) y el nene pudo tener todos los chiches que quiso.

branco dijo...

Hay un sector agazapado esperando su oportunidad para borrar en principio parte de la memoria.
Ahora, vendrá una fuerte aunque simulada embestida por ello.
Se multiplicarán los Bugallos y los ataques por "higiene" y "limpieza" de las paredes.
Es necesario garantizar que en las escuelas, esta parte de la historia sea en todos los niveles parte del aprendizaje. Historia, Instrucción Cívica, Educación Democrática o como se llamen las materias deben incorporar la tragedia de la dictadura y hacer que ningún joven salga sin conocer lo que pasa cuando el terrorismo se apodera del estado.
Un ejemplo de ello y de como se garantiza la memoria lo tenemos en el hermano pueblo paraguayo: No hay un solo paraguayo,cualquiera sea su nivel de instrucción o condición social que no sepa con lujo de detalles los horrores que vivió ese pueblo con la injusta y criminal guerra de la triple alianza.
Aprendamos para resistir y para garantizar el NUNCA MAS para siempre.

Adán De Ucea Queralt dijo...

Claro, Daniel. Ese día sirvió para arrancar carteles y meterle goma a artistas. Censura y represión en el maldito aniversario. No se fijan en detalles siquiera.
Ese discurso reconciliador ya lo tuvimos y vimos para qué sirvió. O para qué no sirvió, Branco. Justamente para no reconciliar ni saber a donde fueron a parar los muertos y sus hijos apropiados. Sólo dio impunidad. En cuanto a la educación, más depende de cada uno que de la escuela, si no veamos como se trató la fecha en la mayoría de ellas.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Este blog también hace equilibrio en la fisura